EXTRANJEROS vs NACIONALES EN EL BALONCESTO

Recientemente, ha vuelto a salir el controversial tema de los extranjeros vs los nacionales en el deporte del país, sobre todo en el Baloncesto Superior Nacional (BSN) y en el Equipo Nacional. Anteriormente he hablado sobre el tema, sobre todo en la parte de los refuerzos, sus puntos a favor y en contra, en donde le hacen bien a la liga y en que afectan a la liga. Entiéndase que ayudan a controlar el mercado y las exigencias de los jugadores del patio, además de que ayudan a elevar el nivel de calidad y de competencia de la liga, lo que mejora su imagen. Nadie venga a decirme que afecta el desarrollo de nuestros jugadores porque eso es mentira. Amo y quiero mi baloncesto como nada, pero el BSN es una liga Profesional, no una de desarrollo. Tampoco me digan que eso no permite que los jugadores actuales y los prospectos de la selección nacional se desarrollen porque estamos hablando de lo mismo, además de que básicamente la gran mayoría del talento de la selección nacional participan en ligas internacionales. Entre los puntos en contra, se encuentra que estos jugadores les quitan las plazas a jugadores nativos, además de que el ‘cambia y cambia’ de refuerzos evita que el fanático se identifique con esos jugadores.
ficojugadapn3-300x249 En cuanto a los descendientes de puertorriqueños que son miembros de la selección siempre he dicho que muchas veces ellos se sienten más boricuas que los mismos que nacieron aquí o si no pregúntenle a Fico López, James Carter, Raymond Dalmau, etc. Solo digo que nadie debe caer de paracaídas o el famoso sembrado que había en la selección. Expuesto esto, vamos al tema más reciente: Los Dirigentes.

En nuestra liga y en el equipo nacional siempre han existido los dirigentes extranjeros. Desde los años 60’s tenemos dirigentes extranjeros. Recordarán a Red Holzman con los Leones de Ponce, Del Harris en los 70’s, actualmente asistente del equipo dominicano que además tiene experiencia en NBA y que recientemente se mencionó como candidato a dirigir a PR, Bernie Bickerstaff con los Piratas y quien luego trabajara muchos años como dirigente y asistente en la NBA, Ray Amalbert con los Piratas y sus últimos recuerdos de campeonatos a finales de la misma década, así como Phil Jackson quien fuera despedido de nuestra liga. Desde que soy fanático del BSN recuerdo varios nombres de extranjeros como el mismo Amalbert en otra etapa con los Piratas y también con mis amados Cangrejeros. Recuerdo al Argentino Edgardo Vechio quien laboro varias temporadas en el BSN.Recientemente, los Atléticos de San German y Cangrejeros de Santurce anunciaron las firmas de experimentados dirigentes procedentes de España como Iván Deniz con experiencia internacional y en la ACB en España y más reciente Francisco Paco Olmos quien ha sido un dirigente ganador en España. Con estas firmas, llegaron las voces patriotas, entre ellos dirigentes y jugadores que mencionaron que en el país hay suficiente talento y que no se confía en ellos ni se les da la oportunidad. Aunque no concuerde con su posición, la respeto. Se sabe que en Puerto Rico hay mucho talento, pero es cierto que gran parte de los mejores talentos están laborando fuera del país. Algunos coaches criticaron esas firmas pero creo que ellos no deberían criticar por que ellos básicamente hacen lo mismo que critican y si me quieren llamar ignorante por esas expresiones bienvenidos. Es cierto quizás en esos países donde laboran esos técnicos boricuas su deporte principal no sea el baloncesto sino el fútbol, pero no es menos cierto que también le están quitando una plaza a un dirigente local, lo que impide el desarrollo de nuevo talento y en última instancia, el desarrollo del deporte en ese país. Así que por decirlo de una forma básica estas criticando y juzgando lo mismo que haces.

Además creo que nuestro baloncesto lleva un tiempo en picada o estancado donde no mejoramos en ninguna faceta y lo más que duele es que sabemos que el talento lo hay en todas las áreas. Con el talento que tenemos, el baloncesto en Puerto Rico podría llegar al lugar donde se encontraba hace 20 años. Durante las pasadas dos décadas muchos países que jamás hubiéramos imaginado verlos en el Mapa se han convertido en competidores, algunos hasta en equipos ganadores. Países sin basicamente ninguna cultura de baloncesto ya nos han pasado por el lado. Nuestra selección ha caído incluso fallado en clasificar a varios eventos de importancia. ¿No creen que es hora de cambios, nuevos sistemas y estrategias de juego? Al igual que una vez Flor Meléndez sembró las semillas de un renacimiento en el baloncesto Argentino, así como Julio Toro ha dejado una huella grandísima en el baloncesto de Venezuela, creo que es hora de un resurgir de nuestro amado baloncesto. Debido a los recientes fracasos de nuestro equipo nacional muchos han gritado, implorado al cielo por que se traiga a Puerto Rico dirigentes extranjeros, en especial europeos, que puedan ponerle un freno al viaje al precipicio que llevamos. Estamos claros en que un deporte y un equipo nacional no cambiara de hoy para mañana, ni por que un español de estilo diferente dirija el equipo. Pero si estamos claros que con comenzar a enseñarle a nuestros jóvenes a jugar de esa forma podríamos mejorar. Estamos claro que el mal llamado sistema Europeo es simplemente jugar en equipo y de manera organizada. Algo que al jugador boricua por naturaleza le cuesta, le es difícil aceptar o acoplarse. Pero como dije, no seria malo tratar de ensenarle a nuestros jóvenes a jugar de esa forma.

Con la llegada de estos dirigente es lógico pensar que no veremos un sistema europeo al instante, pero si es casi seguro que se verá una mejoría en el juego de ambos equipos. Aparte de que se verá la diferencia entre nuestra cotizada y amada guerrilla, espectáculo de los que solo piensan que el basket es solo anotar uno contra uno y donquear el balón, tambien hay que señalar que el BSN es diferente a la mayoría de las ligas del mundo en donde se entrena 3 o 4 veces en una semana para jugar en 1 o 2 partidos como mucho. Habrá que ver como se adaptan estos coaches a lo atropellado que es el calendario de la liga. Hay mucho que arriesgar y probar con las firmas de estos dos coaches, pero también hay mucho que ganar y aprender. El hecho de que vengan dos extranjeros a dirigir no debe ser motivo para criticar y decir que no apoyamos nuestro talento y tampoco criticar una liga de la que formas parte. Además, aguántense y esperen que los equipos de estos dos dirigentes no tengan un año de ensueño, porque sino veremos mas extranjeros en la liga. Mi opinión es que criticar no resuelve los problemas y tampoco ayuda nuestro desarrollo y mejoramiento técnico. En español, lo que deben hacer nuestros técnicos y jugadores es dejar la hipocresía, en algunos casos vagancia, y ponerse a trabajar para que su desarrollo sea cada día mayor y de manera la correcta y adecuada. Que existe el talento para lograr muchos éxitos grandes, sí, pero que ese talento quiera dar lo mejor de sí, esa es la gran pregunta.