¡Gracias Víctor!

Por Hevan Vélez (FútCast)

Victor Valdés Arribas, el mítico arquero que se recuerda por su aportación al FC Barcelona, tuvo que pasar por muchas batallas personales para poder alcanzar la gloria en el fútbol. Cuando llegó a “La Masía” que es la escuela de desarrollo del FC Barcelona, sufrió mucho la lejanía de su familia e irónicamente, odiaba ser portero, pero todo cambió cuando luego de haber renunciado a ser futbolista y salido de La Masía, prende la Televisión de su hogar y ve a sus compañeros de La Masía jugando en vivo.


Luego de esto, Víctor se motivó para tratar de regresar a La Masía y crearse un nombre en el fútbol, su padre entrenaba con él todas las tardes en un playa cerca del lugar donde vivían y finalmente logró regresar.De su regreso en adelante se fue construyendo la figura de este gran jugador hasta que logró debutar con el primer equipo del Barça en el 2002 en un partido de Liga de Campeones de Europa.


Una temporada despúes de haber debutado, Valdés se afianzó de la titularidad del arco catalán, y en la 2004-05, jugó en casi todos los partidos del cuadro azulgrana y ayudó a ganar la primera Liga del Barcelona en 6 años de sequía y esto conllevó a ganarse su primer trofeo Zamora al que se le galardona al mejor portero en España ese año. En la 2005-06 ayudó al Barça a ganar la Champions League (que no ganaban desde los 90’s).


De ahí en adelante, Víctor Valdés se convirtió en una cara irremplazable del Fútbol Club Barcelona, fue figura del triplete en el año 2009, en la 2010-11 ayudó al Barça a ganar la Liga y Champions, desde el 2011 hasta el 2014 (año de su salida) ganó 7 títulos e hizo historia a nivel de club y mundial rompiendo récords, es el 6to jugador que más partidos ha jugado con la camiseta del Barcelona, 5 trofeos Zamora, y a pesar de que en la selección de España era la segunda opción de arquero, ganó la Copa del Mundo en el 2010 y la Euro en el 2012.


Saltemos a la temporada 2013-14 que fue la temporada en la cual la carrera de Valdés dió un giro negativo, a mitad de temporada Víctor anunciaba que al final de la campaña se iba del Barcelona luego de tantos años con el club, existía un acuerdo con el AS Mónaco de Francia por muy buen dinero y era un equipo que se estaba reforzando muy bien, James Rodríguez, Moutinho, Radamel Falcao, Ricardo Carvalho entre otros, figuraban en el cuadro francés y la adición de Valdés al club ciertamente iba a darle más fortaleza al equipo.


Pero en Marzo de 2014 todo cambió, Valdés sufrió una terrible lesión ante el Celta de Vigo que cambiaría su carrera completamente. Valdés se perdería lo que restaba de temporada con el Barcelona y de igual manera la Copa Mundial Brasil 2014.

El pre-contrato que tenía con el Mónaco, fue anulado, ya que el equipo francés se retractó. Luego de estar a la deriva sin equipo desde verano, en Enero, el Mánchester United le ofrece a Valdés rehabilitarlo y ser el portero suplente del equipo detrás de nada más y nada menos que David De Gea. Valdés solo disputó 2 partidos oficiales con el United,su mala relación con el ex-técnico Van Gaal y las intenciones que tenía de ponerlo a jugar con el equipo reserva, lo obligó a buscar una salida del equipo y la misma no se concretó hasta Enero de 2016 cuando se va cedido al Standard de Liège de Bélgica, allí ganó una copa con ese club pero el equipo decidió mandarlo de vuelta al United en verano.


Finalmente firma con el que sería su último equipo, el Middlesbrough de Inglaterra y cuando se veía que finalmente resurgía su carrera, el equipo inglés cayó en zona de descenso y Valdés fue dado en libertad a final de temporada, no firmó con ningún equipo al comienzo de esta temporada. No había un retiro oficial del meta catalán hasta el día de ayer donde lo confirmó y curiosamente borró todas sus cuentas de redes sociales.


Solo nos queda agradecerle a Víctor Valdés por todas las memorias que nos dejó en este deporte y me entristece ver como su carrera acabara de esta manera. De igual manera pienso que fue un gran error haber tomado la decisión de salir del Barcelona, en ese club siempre tuvo un puesto asegurado y este equipo no lo iba a dejar a la deriva con lo de su lesión. Víctor Valdés se despide del fútbol siendo en mi opinión, el mejor arquero en la historia del Fútbol Club Barcelona, y una absoluta leyenda del fútbol. ¡Gracias Víctor!