Sigue viva la racha de Fernando Cabrera

Los campeones defensores Toritos de Cayey (2-1) volvieron a contar con el apoyo de su estelar lanzador Fernando Cabrera para dominar a los Polluelos de Aibonito (1-2) con pizarra 4-3 ayer, viernes, como parte de la continuación de las series finales de sección del Béisbol Superior Doble A.

Cabrera extendió a 15 su cadena de victorias en series de postemporada del torneo de la Federación de Béisbol de Puerto Rico.

El lanzador tiró durante seis y dos tercios de entrada. Permitió diez hits y tres carreras. Ponchó tres bateadores. Su racha de triunfos es una marca nacional de la Doble A.

Un sencillo de Kevin Luciano en la primera entrada le dio ventaja temprana a los monarcas. El lanzador Josué Montañez cubrió 2.1 de episodios y se apuntó el salvamento.


En el Sureste, los Jueyeros de Maunabo (2-1) se impusieron con marcador 5-3 sobre los Leones de Patillas (1-2). Se combinaron en el montículo por los Jueyeros el estelar Iván Maldonado y el relevista Christianell Cosme. Dos de las cinco carreras de Maunabo fueron impulsadas por Carlos Rivera, quien pegó tres hits.

En la Metro, los Maceteros de Vega Alta (2-1) vencieron 3-1 a los Guardianes de Dorado (1-2) en otra gran actuación del estelar lanzador Fernando Cruz, quien ponchó 14 de los 28 bateadores que enfrentó en siete capítulos. Le pegaron tres hits y dio paso a una carrera. Se apuntó el salvamento Enrique Cotto.

En el Noroeste, hubo división de honores entre los Patrulleros de San Sebastián (2-1) y los Fundadores de Añasco (1-2). El primer resultado con concluyó 5-1 a favor de los Fundadores. Fue la continuación de desafío suspendido por lluvia el 9 de junio, con la pizarra 3-1 y en la delantera Añasco. En el segundo encuentro, San Sebastián se llevó la victoria 8-6 con ramillete de tres carreras en la parte baja de la octava entrada.

En el Sur, los Peces Voladores de Salinas (1-0) apabullaron 10-2 a los Maratonistas de Coamo (0-1) en triunfo del lanzador Juan Caballero. Los bateadores Jorge Ortiz y Ernando Melero se combinaron para empujar seis anotaciones.

Ortiz y Raúl Febus desaparecieron la pelota por los Peces Voladores, que acumularon 12 incogibles durante el desafío.